Coneme
3alas3
Gobernador en tu calle
Tus  ideas
DEPURAL1
Columnas Procesos del Poder Ultima Hora

Eso sí fue un Grito

Procesos del Poder

NIELS ROSAS VALDEZ

Ayer se celebró una nueva edición del Grito de Independencia de México, esta vez a cargo de Andrés Manuel López Obrador (AMLO) quien, ante miles de personas quienes se citaron en el llamado Zócalo de la Ciudad de México, y otros millones que siguieron la transmisión en vivo; ofreció un grito sin igual para nuestro país. ¿Qué se puede mencionar acerca de tal celebración?

En 1810, hace ya 209 años, Miguel Hidalgo y Costilla anunció en Dolores, Hidalgo, el inicio de la lucha de independencia en contra de la Corona Española, dirigida en ese entonces por Fernando VII. Personajes como Josefa Ortiz de Domínguez, José María Morelos y Pavón, Ignacio Allende, Juan Aldama, y un sinnúmero de héroes anónimos, entre otros, conformaron este extenso y significativo movimiento que cimentó las bases de una nación nueva e independiente. Tras 11 años de lucha, el 27 de septiembre de 1821 se consumió la independencia mientras el Ejército Trigarante, al mando del realista Agustín de Iturbide, entraba victorioso en la Ciudad de México. Un día después se firmaría el acta de independencia, finalizando así el proceso de lucha por la libertad y autonomía mexicanas.

El Grito de Independencia es un acto cívico que alude al momento en que Miguel Hidalgo hizo el llamado al pueblo mexicano para levantarse en armas en contra del gobierno español, pero también para recordar a aquellas personas que participaron en este movimiento. En este contexto, no existe un discurso oficial para este acto, sino que cada presidente puede adicionar «algo de su propia cosecha». De esta manera es como AMLO añadió una serie de nuevas categorías, contrastando y haciendo diferente, de entrada, su primera celebración del grito con respecto a las de las anteriores administraciones presidenciales. La integración, por ejemplo, de «héroes anónimos» marca un parteaguas en estas celebraciones, pues no sólo muestra, sino coloca en el lugar donde se merece a todas esas personas que lucharon en la Guerra de Independencia, llámense soldados, campesinos, civiles, etc., y de demás personas que las crónicas y libros de historia olvidaron al paso del tiempo, ya sea por intereses políticos, o bien, por la dificultad de conocer aquellos nombres. Pero también «héroes anónimos», desde mi perspectiva, da alusión a aquellas personas que a lo largo de nuestro tiempo como país independiente y hasta la actualidad, han participado y luchado desde su particular espacio, sea desde la política, o desde los Derechos Humanos, o desde las organizaciones de la sociedad civil, o desde la academia, o desde el periodismo, o desde ensayos, columnas y demás escritos, por tener un México más justo.

Otra brillante categoría que expresó AMLO fue la de «comunidades indígenas». No olvidemos que participaron de manera activa en la guerra de independencia. Es irónico e incongruente que se les haya poco a poco olvidado al paso del tiempo, sobre todo cuando nuestro ideal de nación – creado por el general Porfirio Díaz durante sus décadas como presidente de México – se basó en nuestro pasado y herencia prehispánicos. Hay que cuidar a nuestras comunidades indígenas, no hay que dejar pasar más tiempo para ello, y en este sentido, da calma que el actual gobierno se preocupe más y preste más atención a este sector de la población que muestra nuestras raíces, y que ha sido olvidado y vulnerado al paso del tiempo. Aquí ligo otra categoría que usó el presidente, que es «diversidad cultural». Nosotros estamos en un país rico, no por recursos económicos, sino por la amplia diversidad cultural que poseemos. Es simplemente maravilloso poder ir a un lugar y a otro y conocer las diversas manifestaciones culturales que existen, la diversa gastronomía, las diversas formas de pensar; es simplemente brillante, siempre y cuando las culturas no trasgredan a las personas ni a la vida.

El presidente dio un grito diferente, por las categorías nuevas y relevantes que mencionó, por la emoción tanto suya durante la celebración como la de las más de 130 mil personas que asistieron al Zócalo, y por el contexto histórico que estamos presenciando, es decir, como él lo afirma, por la transformación de un país oscuro, lleno de corrupción e impunidad, hacia una nación unida frente a aquellos males que los pasados gobiernos dejaron en la política y en la sociedad mexicana. Este grito, entonces, pareció ser ese grito de un país nuevo y autónomo, esta vez sí para las y los mexicanos.

Niels Rosas Valdez

Escritor, historiador e internacionalista

Twitter @NielsRosasV

niels.rosas@gmail.com

Entradas Relacionadas

Destaca Gobernador confianza del Grupo Ingredion – Matsutani por invertir en Querétaro

Redaccion

Suma IQM 250 líderes comunitarias

Redaccion

Festival Oxímoron celebrará su sexta edición

Redaccion