“Hasta ahora son 98 personas las que fallecieron, y  junto a ello muchas personas perdieron su patrimonio y perdieron sus casas”, dijo. asi lo dio a conocer el Presidente de la República Enrique Peña Nieto.

“Es momento de ser solidario con la gente de Chiapas y Oaxaca. Somos una sola familia. Todos somos México y ahí tenemos hermanas y hermanos que pasan por momento de dolor”.

Reconoció que el Gobierno necesita del apoyo de la iniciativa privada para edificar las viviendas en un mediano plazo.

“Les vuelvo a reiterar esta convocatoria: esas empresas constructoras que han trabajado para los Gobiernos, que hacen obra pública, es momento de prestar una mano generosa, solidaria, y apoyar a la reconstrucción”, señaló.

“Si logramos un gran frente de distintas constructoras, edificando y reedificando donde se quedaron sin casas, pronto estarán de pie”. Esto el día de hoy durante la inauguración de la Carretera Jilotepec-Ixtlahuaca.

Comentarios

comentarios