Coneme
3alas3
DEPURAL1
Agenda Política
frena
frenaa
Columnas Procesos del Poder Ultima Hora

Tiroteo va más allá, mucho más

Procesos del Poder

NIELS ROSAS VALDEZ

Como sabemos, en los pasados días ocurrió una masacre en el estado de Coahuila en donde
un niño disparó a su maestra e hirió a varios de sus compañeros de clase. Ante este evento,
se ha comentado que el gobierno de nuestro país ha declarado que la culpa de este escenario
es la exposición de videojuegos violentos en los niños. Se señaló que quienes están en
contacto con videojuegos de disparos, o violentos en general, son más propensos a realizar
este tipo de ataques. ¿Qué se puede comentar al respecto?
Primero que nada, esta declaración por parte del gobierno es muy simplista y hasta sacada de
la manga. Es verdad que varias conductas no propias se producen de cierta manera por el uso
de videojuegos violentos, pero no es una generalidad, más bien son casos particulares en
donde otras variables inciden en tal trastorno. Ahora bien, haciendo a un lado esos
comentarios simplistas, hay que analizar el panorama. Nuestro país, a diferencia de otros, no
es espacio frecuente de tiroteos en escuelas. En los últimos años habrán sucedido no más de
diez, a diferencia de Estados Unidos de América (EUA) en donde lamentablemente estos
acontecimientos suceden a menudo y se cuentan por decenas en los más recientes años.
Pero regresando al caso de México, sin duda este hecho nos abre un espacio de profundo
análisis. Hay preguntas de suma relevancia que hay que hacernos para lidiar con este tipo de
escenarios en el fututo. ¿Es un problema esporádico o acaso es el comienzo de un espectro
social en el país? ¿Se trata de un problema estructural? Y en caso de serlo, ¿cómo comenzó
y cuándo se disparó? La respuesta de los videojuegos es hasta risible; otros factores debieron
haber incidido directa o indirectamente para perpetrar esta acción. El bullying pudo haber
sido una razón mayúscula para ello, es decir, si miramos otros casos por ejemplo en EUA, la
razón primordial es esa. Y vaya, este mal social está presente en nuestra sociedad,
particularmente en los niños en las escuelas, quienes al momento de desarrollar su sentido de
pertenencia pueden ser discriminados por otros infantes.
La respuesta para esto es reforzar los valores en casa y proveer una educación mejor –
diferente con instrucción académica –, así como enfatizar a los padres de familia de los
cuidados y atenciones que deben tener para con sus hijos. Esto sería una responsabilidad, en
primera instancia, de las familias, sin embargo, el gobierno también puede y debe ser
partícipe sólido en este tipo de situaciones, de lo contrario otros males sociales pueden
aparecer. Pero, por otra parte, hay un elemento crucial en la masacre de Coahuila: el arma
que usó el niño pertenecía, según los reportes, al abuelo del infante. Esto también levanta
preguntas al respecto. ¿Cómo es que el niño logró acceder a la pistola? ¿Por qué no hubo
atención de la familia para verificar que todo esté bien con la mochila? Es decir, era un niño
de 11 años, desde luego que debe haber este cuidado por parte de los padres.
Ahora bien, esto también nos lleva al problema del control de armas. Un gran porcentaje de
armas en posesión de civiles son compradas en México provenientes de vendedores en EUA.
Esto implica un problema de relaciones internacionales en donde coexisten muchos intereses
económicos sobre los intereses de protección, que debe ser un deber del gobierno. Entonces,
el problema que conllevó la masacre en Coahuila se puede solucionar, pero las variables que
incidieron en su creación deben ser atendidas para que no se replique en nuestra sociedad.
Niels Rosas Valdez
Escritor, historiador e internacionalista
Twitter @NielsRosasV
niels.rosas@gmail.com

Entradas Relacionadas

El coronavirus agrava el desalentador panorama de los civiles envueltos en conflictos

Redaccion

Refugiados en Panamá recibirán asistencia en efectivo a través de tarjetas débito de Banesco

Redaccion

Ante movilidad superior al 60%, llama Gobernadora de Hermosillo a quedarse en casa para bajar curva de contagios

Redaccion